jueves, 14 de abril de 2011

Túnez apuesta por la paridad en las listas electorales


Que algo está cambiando en el mundo musulmán es más que evidente, pese a que algunos sigan empeñándose en afirmar lo contrario. Y es que, de histórica, hay que calificar la decisión de la Alta Instancia para la Realización de los Objetivos de la Revolución instituyendo la paridad en las listas electorales tunecinas, por primera vez en un país árabe.

No solo las listas de candidatos contarán con el mismo número de hombres y mujeres sino que serán además del tipo cremallera: En ellas se alternarán los aspirantes de ambos sexos. Si no cumplen estos requisitos serán invalidadas. La Asamblea Constituyente, que como su nombre indica se encargará de redactar una nueva Carta Magna, contará, por tanto, con un alto porcentaje de diputadas. Será elegida el próximo 24 de julio.

La imposición de la paridad en las listas fue decidida por cuasi unanimidad en un órgano que representa a todo el abanico político, desde los islamistas hasta los comunistas. Tras la adopción de la paridad de ambos sexos en las listas, los miembros de la Alta Instancia se pusieron en pie y aplaudieron a rabiar incluidos los islamistas de En Nahda, estos mismos islamistas que para algunos son demonios con cuernos y rabo.

Curiosamente, durante el debate solo una mujer, la economista Zuhur Kurda, del Congreso para la República, un partido recién creado, se mostró reservada sobre la paridad. Alegó que perjudicaba a las formaciones con pocas mujeres en sus filas y que acabarían llenando sus listas con candidatas florero. “Es una decisión histórica, sin precedentes, la que hemos tomado y espero que sirva de ejemplo a otros muchos”, declaró, orgulloso, a este periódico el magistrado Mokhtar Yahyaoui, sancionado por la dictadura de Ben Ali y ahora miembro de la Alta Instancia. “Las mujeres entrarán así en gran número en la Asamblea Constituyente, pero no serán la mitad de la cámara porque la mayoría de las cabezas de lista en las circunscripciones seguirán siendo hombres”, precisó Yahyaoui.

Si se exceptúa Líbano, Túnez es el país árabe en el que las mujeres gozan de la mejor situación jurídica desde que en 1957 se aprobó el llamado estatuto personal que prohíbe, por ejemplo, la poligamia y el repudio en el seno del matrimonio. La ley electoral de la dictadura ya reservaba a las mujeres el 25% de los puestos en las listas.

Sin lugar a dudas, estamos ante un paso importantísimo en la consecución de los derechos de la mujer en el mundo árabe y no dudo que este camino que se ha abierto será por el que deberán transitar las democracias florecientes del norte de África, si quieren realmente consolidar sus regímenes democráticos recién instaurados. La atribución de derechos a las mujeres es una senda imparable y el reto está en como la mayoría de países árabes se va a incorporar a esa vía de modernidad sin renunciar a sus tradiciones y al Islam como vertebrador de la sociedad.

12 comentarios:

herakles dijo...

Saludos...Por ejemplo, si yo soy empresario,a la hora de aceptar a una persona para un puesto de trabajo en mi empresa, mi criterio de elección sería en función de su capacidad técnica para realizarlo de una forma eficiente.Me daría igual si es hombre o mujer.Lo que me parecería sexista (es decir una decisión por razón de sexos) es que tenga que elegir tal o cual proporción de mujeres y hombres más allá del criterio de su cualifiación laboral.Esa actitud sexista me parece favoritista y por tanto injusta.
Saludos...

Stop dijo...

Esto de la paridad entre sexos es una tremenda idiotez. Se debe elegir a la persona más cualificada. Si todas las personas cualificadas para un cargo son mujeres, pues perfecto. Y si resulta que son hombres, igual.

No se aplica esta paridad en las galerías de las minas, ni en los andamios, ni en todos los trabajos pesados y peligrosos que mayoritariamente son desarrollados por hombres. Se me ocurre el de esta gente que va en helicóptero reparando las líneas de alta tension. Es peligroso y difícil de entrar. ¿Qué tal si hacemos ahí también la paridad? Aunque claro, lo mismo no encontramos ninguna mujer capacitada, ni dispuesta, para realizar esa tarea. Una trabajo con un alto porcentaje de mortalidad.

Por una vez, coincido con Herakles. Saludos.

Paco10 dijo...

En "El mundo Musulmán", cambiará algo cuando se preocupen más del trabajo y la creación, que del Islam.
En cuanto a "la paridad", no estoy de acuerdo que se aplique por ley, ni aqui ni allí ........ ni Alá
Saludos

Wafah dijo...

El problema, herakles, es que si esa paridad no se hace por ley, no se conseguiria que la mujer llegase al parlamento ni a ningún sitio, y menos en el mundo musulman.

Estoy de acuerdo, Stop, en que hay que elegir a la persona más cualificada pero en un primer momento y para equiparar la situación es necesario un empujón por parte de las leyes. Los ejemplos que pones son un poco absurdos ya que sabemos que hay trabajos que por necesitar una gran fuerza fisica son primordialmente desempeñados por hombres, cosa logica por otra parte, pero eso no es óbice para que exista una igualdad en el resto de empleos y que se debe extender a la igualdad en las retribuciones.

Pues Paco, explicale tu teoria sobre la paridad a Zapatero, Pajín y Aido que me parece que sus propuestas no van por ahí precisamente. Y podrias explicar que es eso de que "se ocupen más del trabajo y la creación" porque no termino de captarlo.

Saludos a los tres.

herakles dijo...

Saludos...o sea que yo, volviendo al ejemplo de la empresa,si debo elegir entre un hombre cualificado y a una mujer que no lo es, debo contratar a ésta ?, y así funcionará más eficazmente las empresa?
Yo puntualizaría sobre lo dicho:"El problema, herakles, es que si esa paridad no se hace por imposición, no se conseguiria que la mujer no preparada llegase al parlamento ni a ningún sitio, y menos en el mundo musulman." O dicho de otro modo, la inoperancia al poder y la gente preparada al paro.
Aunque a veces ocurre lo contrario, que entre una mujer cualificada y un hombre que no lo es tanto, se elija a éste y no a aquélla, lo que es igualmente injusto.
El asunto sería igual oportunidad de educación para ambos sexos y a su debido tiempo que se elija a la persona más apta independientemente de su sexo.
Saludos...

Navegante dijo...

Yo soy de los que confía en que en los paises islamicos se va a arreglar bastante la situacion, la democracia plena es incompatible con el integrismo, por otra parte, en el libre mercado la ley que impera es la de la oferta y la demanda, si merece la pena economicamente que en determinado puesto este un hombre o una mujer la demanda lo asumirá, cualquier otra circunstancia como obligar por leyes, lo unico que puede provocar es una desventaja en la productividad que sin duda colocara en posición de desventaja al país frente a los competidores, ademas de la explotación de las personas que por ser menos efectivos al puesto en cuestión seran obligados a trabajar mas oras y cobrar menos para producir mas .


un saludo a todos, y Wafah sigue así

herakles dijo...

saludos...A hilo de lo que apuntaba el Sr. Navegante en lo referente al libre mercado y la ley de oferta y demanda, la productividad y demás etcéteras,se me ocurre comentar que bajo el argumento de la democracia,lo que hallamos es el libre-mercantilismo,el liberalismo salvaje,el consumismo y lo que todo esto implica. Debemos tener presente que con tal actitud, el mundo está siendo excesivamente explotado y deteriorado.La misma palabra "consumismo" es sumamente reveladora,consumir algo es agotarlo,extenuarlo,acabarlo.Vemos que el planeta, bajo los parámetros de este radical y extremista consumismo depredador, está llegando a un manifiesto deterioro de los ecosistemas,a la destrucción de los recursos naturales, a la contaminación de los mares, ríos,igualmente a la contaminación del aire que respiramos, al cambio climático,con la gravedad que ello implica...a la desaparición de una infinidad de especies animales,a que tantas culturas ancestrales desaperezcan bajo el rodillo compresor de un sistema único globalizante y estandarizador, burgués y mercantilista.Desde que Occidente comenzó su carrera colonialista allá por 1492,han desaparecido la mitad de las culturas que en el mundo eran.La globalización económica tiende a convertir todo el planeta en un sistema expoliador,y consumista que,sobre todo, sirve para que tal planteamiento económico-social lleve a que los grandes consorcios vean incrementados, sin ningún tipo de escrúpulo, sus ganancias hasta límites sin límite.
Con el éxito de la "evangelización" fanáticamente materialista a ultranza se están sumando a ese proceso consumista grandes sectores de la población mundial,los chinos con sus 1.400 millones de habitantes, la India 950 millones,Indonesia 206 millones,Brasil 180,etc, a cuya suma hay que añadir la población de Europa,410 millones, la de EEUU con 308,los iberamericanos también se quieren unir al club consumista,los rusos etc, etc...
Si con sólo el sector de la población mundial correspondiente a los paises del primer mundo, el planeta ya está desmesuradísimamente resentido, qué ocurrirá cuando toda estos descomunales grupos humanos se unan al consumismo ???
Ahí dejo la pregunta.
Siento haberme salido del tema de la paridad, pero creo que el asunto de fondo era la laboralidad y ésta es uno de los agentes del productivismo consumista y el deterioro de nuestro mundo.Ahí está la madre del cordero.Y todo ello viene de la mano de una democracia aparentemente maravillosa, cuyo verdadero rostro es el de la insaciable codicia acaparacionista de los grandes grupos de poder que convierte a los pueblos en masa productivista-consumista.
Saludos...

Wafah dijo...

Navegante, gracias por tu comentario y bienvenido a mi blog. Por supuesto que la democracia es incompatible con el integrismo, faltaría más. Pero no hay que asimilar a pais musulman con integrismo. Salvo contadas excepciones, los integristas son una minoria dentro de las fuerzas politicas de los paises árabes y, en aquellos casos en los toman protagonismo, se el caso de Egipto,de Tunez o de la ya asentada Turquía, lo hacen de una forma bastante moderada. La importancia de esta ley de paridad está en el papel protagonista que se le ha dado por primera vez a la mujer para que participe en las mismas condiciones que el hombre en las tareas políticas. Para mi ese es un avance fundamental aunque otros no lo ven así. Saludos.

Stop dijo...

Utilizando la razón, la lógica, lo de la paridad es indefendible. ¿Dónde hay que aplicarla? ¿En unos sitios sí, y en otros no? ¿Hay que despedir a las enfermeras y buscar la paridad entre enfermeras y enfermeros? ¿Hay que hacer lo mismo en las universidades? En las universidades españolas hay más mujeres que hombres.

No tiene sentido. La paridad es una forma de engañar, de encubrir la realidad social mediante unas leyes, como siempre injustas, que sólo se aplicarán sobre algunos colectivos, y para colmo, sin pensar que eso perjudicará a las mujeres, porque se pensarán que están allí, no porque deban estar, o porque valgan para estar, están donde están, porque lo dice una Ley. Eso... es un disparate y una irracionalidad. Es mejor una mujer valiosa dando ejemplo, que dieciocho floreros acéfalos paritarios cobrando por hacer mal su trabajo. Pero bueno, está claro que la lógica o el raciocinio más elemental, siempre pierde ante las consignas políticas. Que le vamos a hacer. Resignación. La humanidad... es como es.

Wafah dijo...

Para Stop y para herakles: Yo tampco estoy de acuerdo con la paridad por ley pero este caso es distinto. Lo importante para las mujeres es que en un país árabe se ha proclamado legalmente la igualdad entre hombre y mujer en un aspecto tan importante como la representación política. Si ya fue algo importantisimo en España cuando se consiguió imaginaos lo que eso supone en un pais árabe en el que la mujer no ocupa precisamente un lugar destacado. Tal vez sea solo una igualdad formal pero yo creo que va a tener una importancia capital en el devenir de Tunez y en el papel que va a ocupar la mujer. Y tambien espero que sea el detonante de reformas en todos los paises vecinos. Saludos.

Stop dijo...

Wafah, en España la paridad política ha sido una parida. No ha sido nada bueno, ni para las mujeres, ni para nadie. No conozco a nadie, pero a nadie, ni hombre ni mujer, que vea bien lo de la paridad política por Ley. La evidencia es el tipo de ministras (aunque los ministros también son para lanzarse, o lanzarlos, por un precipicio) que padecemos en España. No veo que nada de esto favorezca al pueblo llano, que pasa hambre, las pasa canutas y además tiene que soportar a gente poco preparada y nada capaz cobrando unos sueldos públicos y unas jubilaciones de escándalo. Pero bueno, la moda es la moda. Empiezo a estar harto de que todo valga y sea estupendo con ponerle la etiqueta del "progreso". Eso no es progreso. Saludos.

miguel dijo...

En principio me parece un gran avance para este país y quien sabe si un primer paso para que se tomen iniciativas de este tipo en otros, aunque pienso como la mayoría que es un error la paridad por ley.
Un saludo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...